6 de cada 10 usuarios se sienten infelices al ver eventos en redes sociales a los que no fueron invitados

Las redes sociales comenzaron como una forma de mantenerse en contacto con amigos y compartir recuerdos felices. Sin embargo, los resultados del estudio más reciente de Kaspersky Lab indican que los medios sociales dejan sentimientos negativos en muchas personas. La búsqueda del ‘Me gusta’ juega un papel central en esto, pues la mayoría de las personas se sienten tristes o molestas cuando no reciben lo que esperaban para algunas de sus publicaciones, mientras 42% dice sentirse celoso cuando sus amigos obtienen más ‘Me gusta’ que ellos. Además, la investigación muestra que las personas sienten envidia cuando ven en las redes sociales que sus amigos tienen vidas aparentemente más felices.

En una encuesta a 16,750 personas de todo el mundo, Kaspersky Lab ha descubierto la frustración de los usuarios con las redes sociales. A menudo las personas experimentan emociones negativas después de pasar tiempo en las redes sociales debido a una variedad de razones, y éstas predominan sobre los efectos positivos de las redes sociales.

Los usuarios visitan las redes sociales por razones positivas y para sentirse bien. La mayoría de las personas (65%) usan las redes sociales para mantenerse en contacto con amigos y colegas, así como para ver publicaciones entretenidas y divertidas (60%). También dedican una cantidad significativa de tiempo para crear su perfil digital y llenarlo con todo tipo de momentos positivos; publicando cosas que les hacen sonreír (61%) y expresando a los miembros de sus redes el buen rato que han tenido en los días de fiestas y vacaciones (43%).

Si bien no es de extrañar que 72% de las personas se molesten por los anuncios publicitarios, los cuales se han vuelto extremadamente invasivos e interrumpen sus comunicaciones en línea, las razones de la frustración van más allá. A pesar del deseo de sentirse bien por sus interacciones en las redes sociales, cuando las personas ven los mensajes felices de sus amigos en relación con vacaciones, pasatiempos y fiestas, a menudo quedan con la amarga sensación de que otras personas disfrutan más de la vida que ellos. Por ejemplo, 59% se ha sentido infeliz cuando ha visto a sus amigos publicar acerca de una fiesta a la que no fue invitado, y 45% reveló que las fotos de amigos felices en sus vacaciones han influido negativamente en ellos. Además, 37% también admitió que mirar sus propias publicaciones alegres del pasado, puede dejarles con la sensación de que entonces su vida era mejor que la actual.

Una investigación anterior también demostró  la frustración de las personas con las redes sociales, ya que 78% admitió haber considerado abandonar las redes sociales por completo. Lo único que hace que la gente permanezca en ellas es el miedo a perder sus recuerdos digitales, como fotos y contacto con sus amigos. Si bien, mantenerse en contacto con amigos puede ser un problema difícil de resolver, Kaspersky Lab está trabajando en una solución para ayudar a las personas a guardar sus recuerdos digitales.

“Nuestra relación con las redes sociales se ha convertido en un círculo vicioso. Queremos ir a nuestras plataformas favoritas para contar todas nuestras conexiones sobre las cosas positivas que estamos haciendo, eso nos hace sentir bien”, señala Evgeny Chereshnev, Director de Redes Sociales en Kaspersky Lab. “Pero la realidad es que todo el mundo está haciendo lo mismo, así que cuando entramos a las redes sociales nos bombardean con imágenes y mensajes de nuestros amigos divirtiéndose y pareciera que están disfrutando la vida más que nosotros. Es fácil ver por qué esto está dejando a las personas deprimidas y el por qué tantas han considerado salirse de las redes sociales. La dificultad es que las personas se sienten atrapadas porque muchos de sus valiosos recuerdos han sido almacenados en ellas y no quieren perder el acceso a éstos”.

Para ayudar a las personas a decidir más libremente si quieren permanecer en las redes sociales o salir sin perder sus recuerdos digitales, Kaspersky Lab está desarrollando una nueva aplicación: FFForget, que permitirá a las personas hacer copias de seguridad de todos los recuerdos en las redes sociales que utilizan y mantenerlos en un contenedor de memoria seguro y cifrado, así tendrán la libertad de abandonar cualquier red cuando  lo deseen, sin perder lo que les pertenece, sus vidas digitales.

FFForget  está programado para el 2017. Los usuarios interesados pueden inscribirse en ffforget.kaspersky.com para recibir actualizaciones e información, proporcionar comentarios y obtener acceso anticipado.

‘Link baiting’, tendencia entre los expertos SEO

A propósito del éxito que tuvo en el pasado Congreso SEO Profesional, realizado en España, decidimos hablar con algunos expertos sobre esta estrategia poco conocida en Colombia.

Por: Camilo Pérez
@Tecnorot

Vivimos en los tiempos del marketing y el acceso a la información, en los que cada segundo millones de personas en todo el mundo se comunican desde sus teléfonos móviles, computadoras portátiles o cualquier otro dispositivo con conexión a internet. Los internautas de hoy tienen la posibilidad de interactuar a través del correo electrónico, mensajería instantánea, redes sociales, conversaciones virtuales, videochats, blogs, foros y un largo etcétera de plataformas digitales que han transformado para siempre la forma en la que los humanos trabajamos y nos comunicamos.

Los mensajes ahora son interacciones. Los internautas comparten, a su manera y sin obstáculos, la información que obtienen en la web, sencillamente porque ahora llevan su computadora en el bolsillo. La interacción es continua.

“Estamos entrando en la era de la reciprocidad. Ahora tenemos que abordar a las personas de una manera útil para sus vidas. Dicho de otra manera: ¿cómo podemos intercambiar valor en lugar de enviar un mensaje?”, afirma Kim Kadlec, presidenta de Starcom MediaVest Group, una de las principales agencias de medios en términos de facturación a nivel mundial.

Para saber más acerca de cómo las marcas están capturando la atención de los internautas, la consultora Millward Brown elaboró recientemente el estudio “Mundo hiperconectado”, en el que, a partir de la idea de que “los consumidores son personas con una huella digital particular”, clasificó a los usuarios colombianos en cuatro categorías:

Funcionales: utilizan su móvil solo cuando es necesario, consumen gran cantidad de noticias en medios tradicionales y no están tan involucrados con las redes sociales. Su edad oscila entre los 25 y 44 años de edad, tienen altos ingresos y representan a la mitad de los consumidores de internet en el país.

Líderes: son personas que permanecen conectadas todo el tiempo, difíciles de alcanzar por medios tradicionales y son bastante activas en redes sociales. Su edad está, principalmente, entre los 16 y los 34 años.

Conectores: para este segmento, las redes sociales son muy importantes, pero consumen muy pocos medios tradicionales. Está conformado principalmente por mujeres entre los 16 y 24 años de edad (13%).

Observadores: muy involucrados con la tecnología, utilizan múltiples dispositivos. Para ellos, las redes sociales son algo secundario (11%).

El estudio concluye además que el uso de internet en Colombia es mainstream (igual que el promedio mundial) y el segmento de usuarios predominante es el de los ‘funcionales’, que representan la mitad de internautas en el país.

Lo más llamativo de dicha segmentación es que convierte actitudes y comportamientos de los usuarios en sencillas recomendaciones estratégicas de marca, que se pueden resumir entre destinar más presupuesto hacia los canales digitales (para captar la atención de los ‘funcionales’) o centrar la estrategia en redes sociales (para llegar al segmento de los ‘líderes’), pero ambas convergen en una verdad definitiva de internet: el contenido es el aspecto más relevante para lograr el alcance y la conexión con la marca.

Optimizando los contenidos

En la séptima edición del Congreso SEO Profesional, realizada durante julio pasado en Madrid, varios expertos de América Latina y España coincidieron en afirmar que el link baiting será una tendencia que marcará el trabajo en SEO para los próximos años.

Link baiting se refiere a una estrategia de posicionamiento en motores de búsqueda que consiste en generar contenidos de alta calidad, que sean tan relevantes como para atraer la atención de los usuarios y propiciar que ellos los enlacen a sus propios sitios.

Revista M2M habló con Fernando Muñoz, consultor SEO y conferencista en el pasado Congreso SEO Profesional, quien así lo explicó: “Una adquisición de enlaces se puede hacer de manera activa o pasiva. Activamente es conseguir que otras páginas coloquen enlaces a tu web, bien sea por intercambio, petición o pago. Mientras que pasivamente es crear un contenido tan fantástico, interesante o llamativo que a la gente le interese enlazarlo. Eso es el link baiting, la pesca de enlaces: echas la caña (creando un contenido linkeable) y esperas (tras un poco de promoción vía redes sociales, por ejemplo) que llegue a las personas indicadas para que empiece a moverse y a recibir referencias y enlaces desde otras publicaciones”.

En efecto, esta técnica, a diferencia del link building (que se basa en la generación de enlaces artificiales y que puede ser penalizada por Google), exige una gran destreza para crear contenido nuevo y diferente que le aporte valor al usuario. En resumen, que esté en sintonía con los principios de Google, cuyo algoritmo privilegia el contenido orgánico o ‘el boca a boca’ para obtener una mejor indexación en los resultados de búsqueda.

“Crear contenido de calidad, mencionar a otros referentes, ofrecer descargas gratis, crear rankings, entre otros, hace que casi tengas que olvidarte de tener una estrategia de link building. Esto es lo que realmente le gusta a Google: conseguir enlaces de forma natural para asegurarse los primeros puestos en los resultados de búsqueda”, señala Borja Girón, experto SEO para blogs en WordPress.

En otras palabras, se trata de redactar contenidos que avale Google, pero que enamoren a nuestros clientes. Para ello, nada mejor que crear textos originales, fáciles de leer, con infografías, que se puedan descargar (como los libros electrónicos), que resuelvan dudas y, por supuesto, que contengan palabras claves. Al respecto, la compañía, tiene en la web una detallada “Guía sobre optimización para motores de búsqueda”, ideal para todos aquellos que deseen mejorar la interacción de sus sitios web tanto con usuarios como con motores de búsqueda.

‘Link baiting’: pros y contras

Las marcas que utilicen el link baiting como estrategia de posicionamiento SEO con contenidos únicos podrían ver en el corto plazo cómo mejora la posición del sitio web en los resultados de búsqueda, lo que redundará, naturalmente, en una mayor visibilidad, mayor tráfico web y en una mejor reputación digital.

“La ventaja más significativa es que realmente te centras en el usuario para ofrecer contenido de valor en todo lo que haces. Los enlaces que se necesitan en las primeras etapas de un proyecto son importantes, pero a largo plazo seguir una estrategia de link baiting permite ahorrar una gran cantidad de tiempo y dinero. Las técnicas tradicionales de link building implican una inversión de muchas horas para conseguir un único enlace, y en la mayoría de los casos el gasto que esto implica es muy elevado”, dice Borja Girón.

Para el bloguero David Yelo, gracias al link baiting, una empresa puede publicar o lanzar un producto sin demasiado presupuesto, personalizando al máximo sus objetivos, lo cual hace que sus horizontes se expandan y que su cartera de clientes aumente tanto como su presencia en medios digitales.

“El link baiting se lleva haciendo desde los inicios del SEO, porque los enlaces siempre han sido una parte importantísima del algoritmo de Google para posicionar. No es tendencia, es pasado, presente y futuro: es fundamental en una estrategia SEO. El problema viene en que no es escalable y su eficacia no es segura: puedes plantear un tema fantástico, como una ejecución ideal, y no serlo. Y puedes montar algo sin ninguna idea de que se convierta en algo linkeable y que la gente lo vuelva viral”, explica Fernando Muñoz.

Para Muñoz, la ventaja del link baiting radica en que esta táctica difícilmente es penalizada por Google, y si se crea un contenido digno de ser enlazado, se conseguirá un ramillete de enlaces mucho más limpio y que a la postre será más sostenible en el tiempo.

En todo caso, es bueno saber que recibir enlaces externos desde otros sitios web  no es para nada sencillo. Incluso algunos webmasters recomiendan implementar una estrategia de link baiting dentro de otra de link building, (una no anula a la otra), porque a su juicio ni el mejor diseño ni el mejor contenido pueden asegurar los primeros puestos en un motor de búsqueda, de ahí la importancia de una construcción de links sólida.

“Es lo mismo que cuando llegan los clientes a una empresa de marketing y piden una campaña que se haga viral. No lo decides tú, lo deciden los usuarios, y puedes hacer una inversión muy fuerte en una pieza para conseguir enlaces, y al final no funciona”, señala Fernando Muñoz.

 Recomendaciones para ‘link baiting’

  • Utilice las redes sociales estratégicamente.
  • Procure que sus artículos aparezcan en sitios webs con buena reputación.
  • Interactúe con otros blogueros.
  • Deje comentarios en sitios webs de temáticas similares al suyo.
  • Participe en foros.
  • Agregue su sitio a un directorio web.

Cifra de interés: según el estudio de Millward Brown, “Mundo hiperconectado”, la penetración de internet en Colombia alcanza el 72%.

Importante:

  • “El link baiting es la pesca de enlaces: echas la caña (creando un contenido linkeable) y esperas (tras un poco de promoción vía redes sociales, por ejemplo) que llegue a las personas indicadas para que empiece a moverse”. Fernando Muñoz, consultor SEO español.
  • “El link baiting se lleva haciendo desde los inicios del SEO, porque los enlaces siempre han sido una parte importantísima del algoritmo de Google”. Fernando Muñoz, consultor SEO español.

Características del anunciante colombiano frente a su inversión en publicidad digital

IAB Colombia, autoridad en la industria de la publicidad digital y Millward Brown Colombia, una de las agencias líderes en investigación de mercados, presentan la segunda fase de su estudio cualitativo “El mundo digital: Retos y oportunidades para los anunciantes colombianos” que evidencia la situación actual de la industria publicitaria interactiva en nuestro país.

En esta segunda fase, se caracterizaron los anunciantes en cuatro grupos, teniendo en cuenta el nivel de conocimiento del ecosistema digital y la importancia de éste en la estrategia de comunicación, porque aunque para todos el mundo digital ya es relevante pues ahí se concentran gran parte de sus audiencias, aún hay temor a lo desconocido, incomodidad por tener que salir de la zona de confort, y resistencia al cambio.  Sin embargo, son conscientes de que no pueden esperar más pues la inversión publicitaria en canales digitales aumenta cada vez más.

Para Olga Britto, Directora Ejecutiva de IAB Colombia “este estudio evidencia 4 perfiles de anunciantes que permiten identificar las percepciones y actitudes de ellos frente al ecosistema digital. Analiza motivadores y barreras frente a la inclusión de la publicidad digital dentro de la estrategia de comunicación y el conocimiento e inversión en formatos, plataformas y herramientas online. De esta manera, el estudio presenta una clara radiografía de la industria publicitaria digital, que sirve como herramienta para que agencias y medios asuman su papel como agentes transformadores en el desarrollo de la industria en nuestro país”.

Así mismo para Diego Gallegos, Business Development Director para Kantar Millward Brown, “estos perfiles son fundamentales para comprender el comportamiento de toda la industria publicitaria en el mundo digital. Son la pauta para encontrar los mitos y paradigmas, que definen el comportamiento de los anunciantes a la hora de tomar decisiones frente al uso de medios. Con este estudio buscamos concientizar a la industria sobre la importancia de acompañar y guiar al anunciante en los diferentes procesos que emprenda cuando busca acercarse a la publicidad digital, asesorándolos en sus necesidades y barreras”.

Estos fueron los perfiles encontrados:

Anunciantes Vanguardistas:

  • Empresas que gracias al conocimiento y uso exitoso que le han dado a las herramientas digitales han tenido un crecimiento significativo en la inversión digital en los últimos 5 años.
  • Creen completamente en el ecosistema digital y desde un conocimiento más técnico, lo consideran una herramienta para el crecimiento de sus marcas.
  • Su presencia en digital ha motivado el cambio de la estructura organizacional. En la mayoría de los casos tienen personal específico para el área digital, con autonomía sobre el presupuesto.
  • Más que barreras para este grupo, digital presenta retos como la implementación de la estructura organizacional y la inversión en herramientas y contenidos diferentes.
  • Se aseguran de llegar al consumidor adecuado, ya que tienen claridad del alcance de los formatos, herramientas y plataformas.
  • La aproximación a este tipo de anunciantes por parte de las agencias y los medios, está orientada a la innovación y cómo sus marcas pueden tener una postura diferencial en el ecosistema

Anunciantes Empíricos:

  • Apoyan y promueven la inversión digital, desde la exploración y el uso “ensayo y error” de cada una de las herramientas, teniendo en cuenta las tendencias de consumo de medios de sus audiencias.
  • Tienen poca experiencia en digital (no más 2 años) y ésta no ha generado cambios en la estructura organizacional. Una sola persona es la encargada de la comunicación y en digital prefieren tomar riesgos controlados.
  • La falta de especialización en el tema digital se convierte en su principal barrera de uso e implementación ya que para ellos hay demasiadas herramientas difíciles de entender, contenidos y mediciones costosas y no hay claridad en la medición.
  • Trabajan bajo el supuesto de que todos los formatos, herramientas y plataformas, sirven para todo; están orientados al resultado y no se sienten seguros si las decisiones que toman son las más acertadas
  • Pese a las dificultades que han tenido para aprender sobre el ecosistema digital, han logrado tener un crecimiento constante pero pequeño en su inversión.
  • Este es un tipo de anunciante que está dispuesto a aprender y quiere profesionalizar el conocimiento que ha adquirido hasta el momento, es preciso no abrumarlos con tecnicismos.

Anunciantes Convenientes:

  • Para estas empresas el crecimiento orgánico de redes sociales les garantiza su participación en digital, por lo que su inversión digital es baja o nula.
  • Su estructura de mercadeo es reducida. Una persona se encarga de la inversión en medios tradicionales y no realizan inversión digital. Para ellos no hay claridad entre la presencia gratuita en el ecosistema y la paga.
  • Este perfil de anunciante es autodidacta y está en búsqueda de conocimiento informal por lo que manifiesta interés: En leer manuales gratuitos, en publicaciones con casos de éxito: Donde se evidencie la diferencia entre tener una estrategia y hacer esfuerzos sin un objetivo claro.
  • El reto para este tipo de anunciantes consiste en evidenciar cuál es el impacto cuando invierten en digital vs cuando no lo hace.

Anunciantes Tradicionales.

  • Para estas empresas sus marcas no necesitan digital debido a la naturaleza de las mismas o de sus targets y no apoyan la inversión digital.
  • No realizan inversión digital, y dentro de la estructura organizacional, solo una persona se encarga de inversión en medios tradicionales.
  • El ecosistema digital como plataforma de comunicación, representa un mundo desconocido no aplicable para sus marcas o grupos objetivo y por eso no ven la necesidad de invertir.
  • No consideran que digital les brinde ningún elemento positivo para impulsar sus marcas.
  • Consideran que sus consumidores no se relacionan con el mundo digital.
  • El reto para estos anunciantes consiste en evidenciar que digital es una realidad, y no pensar de este modo, puede hacer que un buen negocio se vuelva obsoleto.

IAB es la autoridad máxima en la industria digital a nivel global, con 20 años de experiencia y presencia en 44 países, impulsando el desarrollo de la industria y la inversión publicitaria en medios digitales del mundo. En Colombia, con 9 años de actividades, agrupa más de 150 organizaciones líderes de la industria: Los principales medios de comunicación del país, los más grandes portales del mundo, anunciantes, las empresas de  redes sociales, motores de búsqueda, agencias de publicidad, centrales de medios, desarrolladores de contenido, las empresas de investigación, de mobile, programmatic,  y en fin todas las empresas que hacen parte de la industria digital del país y que son parte de Interactive Advertising Bureau.

Kantar Millward Brown es la agencia de investigación líder global en efectividad publicitaria, comunicación estratégica, medios y brand equity. Kantar Millward Brown ayuda a sus clientes a desarrollar sus marcas a través de un completo análisis basado en soluciones de investigación cualitativa y cuantitativa. Entre sus prácticas globales especializadas, están Kantar Millward Brown Digital (líder en efectividad e inteligencia digital), Kantar Firefly (su red global de cualitativo), una Práctica de Neurociencia (utilizando neurociencia para optimizar el valor de las técnicas tradicionales de investigación) y Kantar Vermeer (consultora de estrategia que ayuda a las compañías a maximizar sus retornos sobre la inversión hecha en marcas y marketing). Kantar Millward Brown opera en más de 55 países y es parte de Kantar, la división de inteligencia de mercado de WPP. Obtén más información en www.millwardbrown.com

Una década de trinos

En una década cumplida, sus trinos han revolucionado el mundo. Uno antes, otro después. El marketing también ha tenido que hacerle arreglos a su partitura. Con aquello del real time, Twitter impuso una nueva melodía.

POR: AMADO HERNÁNDEZ GAVIRIA
Twitter: @poeta70

“‘Eso es… Bien. Baja… Baja un poco más el pie… Ya… Ya está… Ha sido un bonito salto, ¿eh? Casi tres pies’. Y Aldrin estaba en el suelo, lleno de exclamaciones gozosas: ‘¡Hermoso, hermoso!’. Al fin, ambos han pisado la superficie. El comandante Neil Armstrong y el astronauta Buzz Aldrin lucen atónitos. El paisaje de la luna los doblega”. Así lo relató Oriana Fallaci dos años después de que el hombre, por primera vez, el 21 de julio de 1969, caminara sobre aquella corteza gris-marrón bañada de ingravidez.

“Hello Twitterverse! We r now LIVE tweeting from the International Space Station – the 1st live tweet from Space! :)”. Ahora, el “Pájaro Azul” es el que rompe con todos los hitos. 22 de enero de 2010: “¡Habemus Twitter en el espacio!” El Apolo 11, del comandante Armstrong, ya es chatarra en la memoria. Y la Fallaci vuela en la eternidad. El astronauta TJ Creamer es quien actúa como corresponsal, en vivo y en directo, desde aquel gaseoso mundo: el espacio.

Con un saludo inyectado de euforia, casi igual al de Armstrong y Aldri, pero transmitido con la instantaneidad y naturalidad de la tecnología Twitter, Creamer es quien digita los primeros 140 caracteres lanzados desde el cielo flotante. Y el Pájaro Azul, que ya venía canturreando desde marzo del 2006 cuando Jack Dorsey, uno de sus creadores, envía el primer Tweet, vuelve a reescribir la historia del hombre.

Lo que antes solo era producto exclusivo de los medios masivos de información, con todas sus limitantes técnicas en un mundo sin la omnisciencia del Internet, —como la odisea del Apolo 11 para retransmitirse en televisión por la deficiente recepción la estación Goldstone en California, que incluso requirió de las operaciones del Observatorio Parkes en Australia—, ahora, con Twitter, es un dulce en un día de Halloween. Está en manos de todos. En sus portátiles, tabletas o bolsillos, gracias a los móviles inteligentes.

“A lo largo de estos diez primeros años, Twitter ha logrado democratizar el uso de las redes sociales al ser la primera plataforma social – pública que brinda a los usuarios todo tipo de información relevante cuando estos lo requieran. Esto se ve reflejado en las conversaciones generadas alrededor de diferentes aspectos: sucesos políticos, servicio al cliente y eventos televisivos, por mencionar unos ejemplos”, comenta Sebastián Buitrago, director de marketing de Twitter para Hispanoamérica.

A trinar todos…

El ingenio y la tecnología han abierto un abismo entre los tiempos. Lo del 69, por ejemplo, hizo volcar a los medios de comunicación hacia la sala de prensa del Centro Espacial de Houston. Pero cuatro décadas después, la misma misión: llegar al espacio, sería simplificada en materia de comunicaciones. Twitter hace el milagro. Aquí y ahora, incluso desde ese otro mundo: el espacio exterior. “Twitter es la primera plataforma digital que los usuarios y los medios consultan actualmente para saber lo que está pasando en el mundo en cada momento, en vivo y en tiempo real”, apostilla el ejecutivo de Twitter.

Sebastián Buitrago, director de marketing de Twitter para Hispanoamérica

 

La exclusividad sobre la información ya no es de Houston o Cabo Cañaveral ni del Pentágono, el Kremlin o el Vaticano; tampoco del New York Times, la CBS o la RAI. Twitter es la ventana abierta de los edificios y escenarios que antes lucían sellados para el transeúnte de la cotidianidad. De paso, los medios de comunicación hallan en Twitter a ese 007 que los informa y les revela fuentes, al tiempo que les da el poder de generar opinión y seducir a infinidad de públicos con el encanto de un Roger Moore.

“Twitter cambió dramáticamente la relación de los medios de comunicación con el tiempo real. Antes decíamos que el único medio de comunicación en el que se podía informar al instante sobre una noticia de última hora era la radio. Pero con Twitter hasta la radio llega tarde a las noticias de última hora. Por otra parte, para los productores de noticias, Twitter se convirtió en una herramienta indispensable para contactar con las fuentes que estén en el lugar de los hechos”, expone Hernán Restrepo, social media manager en Leo Burnett Colombia y gestor de contenidos de la Red Ética Segura de la FNPI.

¿Pájaro inofensivo?

¡Messi! ¡Messi…! Grita el narrador entre sobresaltos, mientras la “Pulga” se desliza por los espacios verdes de la pantalla sin despegar el guayo del balón. Cuando el televidente calcula que la red convulsionará y el narrador empezará a desgañitarse, este exhala una bocanada que campanea en el tímpano del telespectador: “¿Cree usted que Lionel jugará algún día en el Real Madrid? ¡Escríbanos ya al hashtag: #MessiBlaugrana y díganos lo que piensa!” ¡Listo el enganche! Miles y miles de seguidores acuden a sus cuentas. Todos se sienten importantes, como si Messi los oyera en un diálogo personal. El contagio pasa de voz a voz. Twitter se vuelve auditorio, tertulia de muchedumbres.

“Twitter les ha permitido a los líderes de opinión amplificar sus mensajes a nivel local y a nivel global. A través de la plataforma tienen la oportunidad de comunicarse en todo momento con centenas de millones de usuarios en el mundo e interactuar con ellos. Lo más interesante es que Twitter le da a cualquier persona el micrófono para ser un líder de opinión, abriendo el espacio para que todos puedan participar e influir en la dirección de una conversación sobre su ciudad, región, país o el mundo con la fuerza de su voz en la plataforma”, afirma Buitrago.

Twitter, en esta dimensión, otorga poderes, como lo explica el social media manager de Leo Burnett Colombia: “Twitter ha permitido que los líderes vean el tamaño de su influencia y tengan cómo compararla respecto a otros competidores. De ahí que para ellos sea tan importante tener un número de seguidores considerable. No puedes llamarte a ti mismo ‘líder de opinión’ y tener menos de 10 mil seguidores en Twitter”.

Y articula Hernán Restrepo: “por otro lado, les ha permitido interactuar en tiempo real con aquellos que están interesados en los temas que ellos hablan, permitiéndoles reaccionar a las noticias del momento sin necesidad de un intermediario o pasar por el engorroso proceso de convocar a una rueda de prensa”. De este modo, el escenario está tendido para recibir al marketing y su desfile de marcas.

¡EL FÚTBOL, OBVIO!

 “En un panorama local, hace pocas semanas logramos ser trending topic global en dos ocasiones con #VamosColombia como el resultado de la pasión que sentimos los colombianos por nuestra selección de fútbol durante dos partidos de eliminatorias al mundial 2018. #VamosColombia fue el primer hashtag con un emoticón asociado en el país generando +4MM de impresiones”. Sebastián Buitrago, director de marketing de Twitter para Hispanoamérica

Con las marcas en el pico

Desde trivialidades hasta mensajes subliminales. Cada trino dice qué está ocurriendo en todas las órbitas de la existencia humana,en la luna o en la tierra. Qué está sucediendo con una persona anónima o una persona-marca como DiCaprio al recibir la estatuilla del Oscar, así la película Titanic ya esté hundida en el remoto océano de los noventa.

“Durante el transcurso de este año tuvimos una anécdota durante los Premios Oscar con la victoria de Leonardo DiCaprio que generó 440K tweets por minuto a nivel mundial, una cifra nunca antes vista, venciendo el momento histórico de la selfie de Ellen durante los mismos premios en 2014”, ejemplifica el director de marketing de Twitter.

Al final, el mundo se vuelve aldea, a lo Marshall McLuhan. Y la información, verso que fluye de móvil en móvil, de boca en boca, se transforma en “chisme”, en eco. El mercadeo en Twitter actúa como una chispa de ignición que enciende el diálogo. Retroalimentación: los twiteros activan el branding.

“Hasta hace poco, la conversación entre las marcas y sus consumidores era unidireccional. Las diferentes herramientas de transmisión —Tv, radio, medios impresos, publicidad digital— ofrecían una opción de comunicación en la que la marca no sabía verdaderamente si se estaba conectando con su público ni cuál era el tono de conversación alrededor de la marca. Con Twitter, las marcas consiguen participar por primera vez y de manera directa en las conversaciones de sus consumidores en vivo y en tiempo real, teniendo la oportunidad de ofrecerles información adecuada para cada momento y segundo de su día”, indica el vocero del Pájaro Azul, Sebastián Buitrago.

Sí, el ser humano olisquea, olfatea, husmea en un eterno “¿Qué está pasando?” Sea con DiCaprio, quien hoy cuenta con 15.207.091 seguidores en su cuenta Twitter, bastante lejos de la reina del escalafón Katty Perry, que lidera con 87.961.136, o en una situación extrema como la del avión US Airways que acuatizó en el río Hudson mientras el transeúnte Janis Krums mutaba en Clark Kent, volviéndose, no Superman, sino periodista de excepción al encargarse de la primicia: 140 caracteres, inverosímil foto.

 Ejemplo luminoso

O qué ocurre con una marca como Oreo, cuando encendió el universo del marketing al twitear: “Tú todavía puedes mojar en la oscuridad”, justo cuando al Super Bowl se le iba la luz debido a un bajón de energía eléctrica. Sin pagar los tres millones de dólares consignados por los anunciantes en la transmisión exclusiva del Gran Tazón, la galletita terminó en la boca de todo el mundo gracias al efecto “dominó” de Twitter. “¿Apagón? No hay problema”. La reacción viral fue toda una estampida.

“Definitivamente, en cuanto al marketing, Twitter dio lugar al nacimiento del real time marketing. Antes se iba la luz en un Super Bowl y no pasaba nada. En cambio, gracias a las redes sociales, las marcas han aprendido a reaccionar inteligentemente ante estas situaciones imprevistas para sacarles provecho y visibilizar sus productos, como lo hizo tan acertadamente Oreo en el Super Bowl del 2013”, agrega Restrepo.

Nada más poderoso para el marketing que ese voz a voz transformado en rumor de muchedumbre y amplificado por el Pájaro Azul, siempre parapetado en la rama de los deseos, los instintos, los sentimientos, las intuiciones o los pensamientos. Trino que retumba sobre todos los pliegues, repliegues, latitudes y longitudes de la galaxia llevando a lomo de pentagrama el mensaje de los marketineros.

“La relación Twitter – marcas se ha ido consolidando a lo largo de estos 10 años. Twitter le brinda a las marcas dos aspectos imprescindibles en las ejecuciones de marketing actual. En primer lugar, Twitter es el  ‘micrófono’ perfecto para que una marca comunique, amplifique e impacte a sus consumidores en los momentos más oportunos para ellos a través de diversos formatos ofrecidos por la plataforma. En segundo lugar, Twitter permite que una marca escuche lo que las personas están diciendo sobre la marca misma o sobre temas relacionados a esta”, ilustra Buitrago.

Y agrega: “en efecto, Twitter ofrece innovadoras opciones de marketing enfocadas en el establecimiento de un diálogo fluido y continuo con millones de usuarios para el logro de objetivos empresariales. Tiene la capacidad de segmentar audiencias, filtrar temas relevantes y ofrecer contenido de gran interés para los usuarios y aliados”.

SINERGIAS

 “Una integración bien realizada de los programas de televisión con las audiencias sociales conectadas puede convertir a los fans de dichos programas en activos brand advocates en Twitter. Así que, para las marcas que quieren maximizar su impacto social, la exposición ante audiencias televisivas que son activas en las redes sociales puede jugar un papel clave”. Fuente: estudio Nielsen

Empollando simpatías

La etiqueta de las marcas ahora está en el pico del pájaro. “El proceso adaptativo ha ido evolucionando con el paso de los años. Una vez las marcas entendieron la naturaleza pública de la plataforma y lo que esto conlleva en términos de conversación para cada una de ellas, los anunciantes están usando la plataforma para abarcar diferentes frentes de acuerdo a sus necesidades”, manifiesta el manager de la red.

Sí, es un canto que produce eco en los públicos, en los mercados y, sobre todo, en nichos donde se toman decisiones: “Twitter es una plataforma útil para generar alcance y frecuencia (ya sea con indicadores de marca o de performance), para innovar en términos creativos a través de los diversos formatos ofrecidos y como complemento de las campañas que tienen una estrecha relación con la televisión”, piensa Buitrago.

Obviamente, no basta con que el pájaro llame la atención con su canto. Debe responder a una partitura compuesta con valores de marca, sobre el pentagrama de la imaginación, lo que igualmente muestra otro giro de tuerca en la nueva mecánica de ejercer el marketing, como lo certifica el representante de la emplumada red: “esta oportunidad genera la necesidad de crear un contenido mucho más atractivo, interesante y relevante para captar la atención de un público cada vez más conectado con miles de distracciones y oportunidades de interacción digital. Para las marcas y las agencias de medios y creativas es un gran desafío y una gran oportunidad.

LA REFLEXIÓN DEL PÁJARO

 “El abuso del real time marketing ha llevado también a que se popularicen malas prácticas en el marketing a través de las redes sociales. Ahora ves a todas las marcas tratando de hacer real time marketing, pero pegados a fechas especiales como el día del contador o el día de la secretaria, publicando contenido realmente predecible y aburrido. Eso no es real time marketing. De lo que se trata es de estar atentos a las conversaciones de la gente para subirse a esas olas con contenido inteligente, que le sume a la conversación y la haga más interesante.

Ahora bien, está también el mal uso que los medios le han dado a Twitter y a otras redes sociales, usándolas simplemente como cañas de pescar, donde el anzuelo son los titulares misteriosos o engañosos, conocidos técnicamente como “carnada de click”. Los medios que recurren a esta técnica ven las redes sociales de forma meramente instrumental, como una herramienta para atraer tráfico a sus sitios web, aprovechándose de la candidez de su audiencia”. Hernán Restrepo, gestor de contenidos de la Red Ética Segura FNPI.

 

 

 

La sociedad del Like

Por: CAMILO PÉREZ
Twitter: @TecnoRot

Una nota periodística publicada en 1989 es compartida indiscriminadamente después de 27 años por cientos de internautas y, en cuestión de horas, vuelve trending topic a una multinacional de comidas rápidas —y no precisamente por el sabor de sus hamburguesas—. Este hecho refleja la desinformación que pulula en las redes sociales digitales. ¿Cómo comprender este fenómeno?

Desde hace años se viene discutiendo si el desarrollo de las tecnologías de la información y las comunicaciones ha mermado nuestra facultad de discernir; de distinguir entre verdades y mentiras, entre realidad y ficción. Se dice también que la sobreinformación que circula en Internet puede originar graves déficits de atención y una pérdida de concentración por la que, probablemente, usted no termine de leer este artículo.

Una de las particularidades de la era de la información es que nos da la sensación de creer que somos más inteligentes y que sabemos de muchos temas, a los cuales podemos acceder desde cualquier dispositivo con conexión a Internet tecleando las palabras correctas. Es más, a través de nuestro timeline en Facebook, en un par de minutos, podemos conocer las noticias más “importantes” del día o compartir las frases más “profundas” e inspiradoras de pensadores que jamás hemos leído.

Nos hemos vuelto expertos en seleccionar contenidos que nos parecen relevantes y luego apresurarnos a regurgitarlos a través de nuestros perfiles digitales para acreditar inteligencia, o simplemente demostrar que somos cultos y que nos interesan cierto tipo de temas. Otorgamos likes y shares a artículos cuyo contenido desconocemos; nos basta con leer el título para inferir de qué tratan y así compartirlos de manera automática. La relevancia la determina el número de clics, shares y likes que llegue a tener una publicación.

“Hoy, como en los siglos pasados, las prácticas de imitación prevalecen; sin embargo, la gran diferencia es su multiplicación exponencial producto del alcance de Internet. Entonces actuamos como el resto: replicamos todo y nos comportamos igual. Discernir la veracidad y utilidad de esa gran cantidad de información que viaja en la red se torna automática”, aseguró el sociólogo francés, Jean Baudrillard, para explicar la ausencia de razonamiento en la  generación y réplica de contenidos que hay en las redes sociales.

Y ese tipo de conducta fue precisamente la que el pasado 4 de marzo llevó a la multinacional estadounidense de comidas rápidas, Burger King, al podio en los canales digitales criollos.

En Twitter, por ejemplo, el nombre de la compañía durante todo el día fue trending topic y, en Google Trends, las búsquedas de dicha palabra se dispararon como puede verse en el siguiente gráfico.

Bastó con que varios perfiles empezaran a retuitear una nota de la Revista Semana en la que se anunciaba la salida de Burger King de Colombia (ver imagen), para que en cuestión de minutos cientos de usuarios multiplicaran la información en la plataforma de los 140 caracteres, sin cuestionar la veracidad de la misma o por lo menos detenerse un momento a observar la fecha de publicación de la noticia: 14 de agosto de 1989.

Como era de esperar, el equipo de comunicaciones de Burger King en Colombia presentó ese mismo día una nota aclaratoria a través de sus redes sociales, que fue publicada instantáneamente en varios medios de comunicación digital.

“Queremos informarles a todos los que han leído la noticia publicada en la Revista Semana que BURGER KING NO SE VA DE COLOMBIA. Esta noticia corresponde a un confidencial con fecha del 14 de agosto de 1989.

¡NOS QUEDAMOS EN COLOMBIA! Para seguir llenando sus días con el mejor sabor #ALaParrilla”, informaba la compañía en un escueto comunicado publicado en sus cuentas oficiales de Facebook y Twitter (ver post). En la red de Mark Zuckerberg, la nota aclaratoria fue compartida 2.540 veces y generó 4.262 respuestas positivas, mientras que en Twitter alcanzó 242 retweets y 142 likes.

A pesar de las favorables interacciones que provocó dicha comunicación, algunos expertos en marketing consideran que el golpe de opinión hubiera podido ser más favorable para la marca, especialmente en un momento en que tantas personas estaban hablando de ella.

Así lo considera Carlos Cortés, director de CortesMedia Agencia, quien aseguró que la respuesta de Burger King fue “genérica, meramente transaccional, sin emoción; esta empresa tiene un músculo muy fuerte para hacer casi cualquier cosa en Internet, pero le faltó creatividad”.

Para Cortés, el problema de las marcas es que les están hablando a consumidores de información pero no a clientes de su producto o servicio. “Hoy damos mucha importancia a saber cuántos seguidores tenemos, cuántas interacciones generamos, eso no sirve para nada. El reto es convertir esas conversaciones en dinero y a los seguidores en clientes”, puntualizó.

El fundador de Creativos Colombianos sostuvo, además, que cuando una marca entra en una crisis de reputación es una oportunidad fantástica para que la marca se pruebe. Explicó que “la reputación tiene que ver con la imagen mental que se forman y transmiten aquellos que a través de opiniones han vivido nuestra experiencia de marca, incluso aquellos que no la han vivido. ¿Por qué no abordar una situación como la que le ocurrió a Burger King a partir del humor? En ocasiones tener sentido del humor sirve para restarle trascendencia a aquello que no lo merece”.

Con humor y sarcasmo. Esa fue precisamente la forma como muchos usuarios reaccionaron frente a la noticia sobre la salida del país de Burger King, que en un comienzo fue retuiteada sin discriminación alguna por oleadas de tuiteros y que luego, a pesar de la indignación de muchos con la falsedad de la noticia, seguía creciendo como una bola de nieve sin freno alguno dentro de la red social. (Ver trinos de usuarios).

“Las redes sociales le dan el derecho de hablar a legiones de idiotas que primero hablaban solo en el bar después de un vaso de vino, sin dañar a nadie. Ellos eran silenciados rápidamente y ahora tienen el mismo derecho a hablar que un premio Nobel. Es la invasión de los necios”, aseguró el fallecido Umberto Eco a un diario italiano para señalar la pobreza intelectual que predomina en las redes sociales donde, al no haber filtros, los usuarios terminan consumiendo información amañada y falsa como si fuera real y verdadera.

Más allá del share

En una época en que las imágenes prevalecen sobre las ideas, las emociones sobre las palabras, la banalidad sobre lo profundo y el entretenimiento sobre la cultura, conviene detenernos a reflexionar acerca del efecto de las nuevas plataformas de comunicación sobre las personas.

Recordando al gran analista de los medios de comunicación, Marshall McLuhan —de quien aprendimos que el “medio es el mensaje”— podemos advertir algo que hoy en día parecería obvio: las tecnologías y los medios por donde nos comunicamos afectan nuestra conducta.

En efecto, Internet más que una herramienta es una prolongación de nuestro propio cuerpo, o para ser más precisos, de nuestro cerebro. Gracias a la gran cantidad de información que nos provee la red, vivimos bajo la ilusión de ser más inteligentes cuando en realidad cada día somos más dependientes a su gigantesca capacidad de almacenar y procesar información. ¿Para qué ejercitar la atención y la memoria si con un simple clic podemos acceder inmediatamente a toneladas de información?